Despedida de varios equipos

Cinco meses se pasan volando. Lo saben bien los integrantes de algunas lanzaderas que han finalizado estas semanas, como Almería, Móstoles, Fuenlabrada o Valladolid, entre otras.  La sensación es agridulce: por un lado tristes porque esta aventura se acaba;  y por otro lado contentos por los buenos resultados logrados, que hacen que los integrantes cuenten ahora con más herramientas y más seguridad para seguir su camino laboral. 

 

 

La II Lanzadera de Empleo de Almería ha finalizado con un claro cambio de actitud de sus participantes en su búsqueda de empleo gracias al crecimiento personal y profesional logrado. De las 24 personas participantes, 13 han encontrado trabajo por cuenta ajena en diversos sectores. Además otras 4 personas se encuentran inmersas actualmente en varios procesos de selección. El resto continuarán mejorando su empleabilidad con otras actividades que, junto al trabajo realizado durante los meses de Lanzadera, les facilitará el acceso al mercado laboral actual.

 

La experiencia está siendo muy provechosa para el equipo. Han trabajado las principales herramientas de empleabilidad útiles para la consecución del éxito de cada integrante. Todo esto lo han hecho posible gracias a un fantástico clima de trabajo, sostenido por unos valores sólidos como el trabajo en equipo, respeto, optimismo, creatividad y altruismo”, ha detallado su técnico,  Juan Francisco López. 

 

 

 

Móstoles y Fuenlabrada 

La trasformación personal y profesional son también los logros que apuntan los participantes de las Lanzaderas de Móstoles y Fuenlabrada que han finalizado con unas tasas de éxito del 60 y 70%, respectivamente. Marta Mediano es la coordinadora de la IV Lanzadera de Empleo de Móstoles, en la que 15 de los 25 participantes han encontrado trabajo por cuenta ajena. Más allá de las buenas cifras, Mediano valora el crecimiento experimentado por el equipo. “Ahora conocen sus fortalezas, se sienten capaces de enfrentar cualquier situación, saben cómo se mueve el mercado laboral y han creado una red de contactos clave. Todo ello, les hace mejores profesionales y candidatos”, agrega  Marta. 

 

 

Su compañera coordinadora de la I Lanzadera de Fuenlabrada, María Senra, explica que 14 de los 23 participantes han encontrado trabajo y otros 3 han cursado un Certificado de Profesionalidad, con el que podrán acceder de nuevo al mercado laboral durante los próximos meses a través de prácticas laborales. “Han  transformado su pensamiento, e incluso sus propias palabras, más focalizas en el quiero, sé, puedo, valgo y lo voy a lograr”, explica Senra durante la clausura de la Lanzadera, que ha contado con la visita del Concejal de Empleo del Ayuntamiento de Fuenlabrada, Francisco Manuel Paloma Gutiérrez. 

 

 

 

Despedida, cierre y clausura de varias Lanzaderas

 

Valladolid

Las lanzaderas de Casa Cuna, Zona Este y Zona Esgueva también han dicho adiós. Tras cinco meses trabajando la mejora de su empleabilidad en equipo, de forma colaborativa y solidaria, 32 de los 64 participantes han encontrado trabajo por cuenta ajena en diferentes sectores, como  administración, servicios, comercio, electricidad, transporte, agroalimentación, educación, forestal, turismo, industria, calidad o cooperación, entre otros. Junto a ellos hay un participante que ha optado por el emprendimiento, y se ha dado de alta como autónomo en el sector agroalimentario; y otro participante que ha optado por la formación reglada, por realizar un Certificado de Profesionalidad con el que tiene garantizadas las prácticas laborales. 

 

“La evolución ha sido muy positiva. Han aprendido a identificar sus fortalezas y áreas de mejora, a tomar decisiones que les acerquen a sus objetivos y a ser estratégicos. Además cuentan con herramientas como un buen currículum,  y han fortalecido y/ o adquirido nuevas competencias  que les va a permitir afrontar el mercado laboral con más seguridad. Se van con mucha fuerza”, concluyen las tres coordinadoras de las Lanzaderas de Casa Cuna, Zona Este y Zona Esgueva, Rosario Hoyos, Concepción Gutiérrez y Laura Ortega, respectivamente

 

 

 

La  II Lanzadera de Empleo de Almería está impulsada por la Fundación Santa María la Real, Fundación Telefónica, el Ayuntamiento y la Junta de Andalucía, con la cofinanciación del Fondo Social Europeo. 



La IV Lanzadera de Móstoles y la I de Fuenlabrada están impulsadas con Barclays y los Ayuntamientos de ambas ciudades. Mientras que las 3 de Valladolid están impulsadas y financiadas por el Ayuntamiento de la ciudad.